viernes, octubre 23, 2009

Falleció el padre del conquistador australiano del mercado de vinos americano

Sucedió en Griffith, en la región Riverina de New South Wales, el 12 de Octubre, luego de una larga enfermedad.
Habiendo sido uno de los hombres más ricos del mundo del vino, Filippo Casella dejó una herencia imborrable. Fue el creador de Casella Wines, la bodega asutraliana hacedora del Yellow Tail. Aquí un poco de su historia y cómo logró un imperio en vida.

Una historia que vale la pena contar completa
Un siciliano con nombre griego, predestinado a crear algo inolvidable para la humanidad, (Filippo era el nombre del padre de Alejandro Magno...) un día común se despertó en su tierra natal, recordó sus días como prisionero británico en India durante la Segunda Guerra Mundial y se dijo "la vida es corta, tengo que hacer algo para dejarle a mis hijos" y sintió el llamado a mudarse a las tierras recónditas e inexploradas de Australia. Viajó en 1957 con su esposa María y sus hijos. Comenzaron con un sueño: el de construir una bodega donde la familia pudiese trabajar y prosperar unida. Lo que nunca imaginaron ni pudieron anticipar, fue que de un sueño humilde, la firma Casella Wines se transformaría en la productora de vinos más grande de Australia.




Junto con los sueños llevaron la sabiduría de tres generaciones de viñateros y bodegueros italianos. Cuando llegaron, reconocieron el potencial de la región Riverina de New South Wales, Filippo compró un campo en Yenda en 1965. En 1969 luego de vender exitosamente las uvas a bodegas locales, decidió que era el momento de crear una nueva generación y de aplicar todo su conocimiento como winemaker y creó la bodega.

Incluso en los comienzos, los vinos de Casella eran mucho mejores que cualquier otro vino que se bebía en las comidas. Eran vinos que se querían compartir con familia y amigos. Había amor en ellos. Filippo era fan de su propio vino y disfrutaba compartirlo. Sabía exactamente cuánta dedicación, cooperación y habilidades había volcado para hacer este gran vino y se lo transmitió a sus hijos.

En 1994 su segundo hijo, John, enólogo, se hizo cargo de la bodega. En el 2001 con el Gerente de Marketing John Souter idearon y lanzaron la línea Yellow Tail. Diseñada especialmente para el mercado de Estados Unidos, resultó ser el lanzamiento más exitoso de la historia del vino en USA. Actualmente se venden 12 millones de cajas. John continua a cargo de la compañía con los hermanos Joe y Marcello. María y su hija Rosa, han sobrevivido a Filippo.

Hoy los vinos son exportados a 40 países con el énfasis de estar vendiendo un vino que no defraudará al consumidor, al alcance del público en cuanto a precio y calidad, (excelente relación).

John Casella, Gerente General de Casella Wines está encantado con el alcance del fenómeno de su vino "yellow tail" en el mundo entero. "Es un legado que nos obliga a comprometernos y seguir trabajando con ahínco en la bodega, en el viñedo, con el departamento de ventas y de marketing para mantener este sorprendente logro. No es sólo fantástico que nos hayan premiado como la mejor productora de vinos de Australia, sino que la fuente es la percepción misma del consumidor que refleja el profundo sentimiento que tienen los bebedores de vinos por el yellow tail, en el mundo entero. Ésto nos da una posición de fortaleza que nos permite seguir construyendo para futuras cosechas". (Venden 12 millones de cajas al mundo de toda su línea Yellow Tail).


La etiqueta más famosa del mundo: Un canguro colorido = Yellow Tail

El Syrah más famoso de Australia

Un comienzo sencillo pero puro: Dejar un legado a sus hijos. Un proyecto hecho con amor. Un nombre que marcaría su destino. Una mujer que lo acompañó. Amigos que lo apoyaron en el proyecto. Su pasión que fue transmitida a su segundo hijo, quien finalmente logró el objetivo del padre: YELLOW TAIL. Es tan exitoso, que figura en wikipedia.

Filippo, el mundo te recordará para siempre, porque dejaste un Alejandro Magno en el mundo del vino, un conquistador, un creativo: John Casella.

No hay comentarios: