miércoles, septiembre 29, 2010

Malbec cepa preferida en Estados Unidos

En 2009 el país del Norte concentró el 45 por ciento de las exportaciones argentinas de este varietal tinto que se ha constituido en un ícono cultural en el mundo, como la carne y el tango
Fuente: La Nación

José Alberto Zuccardi, presidente de la Unión Vitivinícola Argentina
Foto:BODEGA FAMILIA ZUCCARDI

Instalado como la variedad que identifica con fuerza a la Argentina como país productor, el vino malbec nacional tiene importante presencia en los Estados Unidos.

El año pasado los envíos de ese varietal al país del Norte representaron el 45 por ciento de los más de 60 millones de litros que se exportaron al mundo. Y a junio de este año los embarques con ese mismo destino ya significan el 49 por ciento del total.

"Es como nuestra cepa de bandera; se ha generado la imagen del malbec como ícono cultural del país", respondió ante la consulta de LA NACION José Alberto Zuccardi, presidente de la Unión Vitivinícola Argentina (UVA), entidad que agrupa a unas 200 empresas (tanto de capitales nacionales como extranjeros y de varias provincias) integradas desde la producción hasta la comercialización, con el envasado de los vinos en el lugar de origen de la uva.

"La clave es la excelente relación calidad-precio de los vinos argentinos en general y de los malbec en particular", agregó el empresario, que además preside la bodega Familia Zuccardi, de Mendoza.

Según el bodeguero, este tinto "sedoso y agradable, pero a su vez con carácter" se está instalando en los EE.UU. como la variedad que identifica a la Argentina como productor. "Esto es muy importante para un país como el nuestro, que tiene gran tradición en consumo pero que es un jugador nuevo dentro del mercado internacional."

- ¿Cómo se logró conquistar ese mercado tan exigente?

-Su extraordinaria relación calidad-precio y lo agradable que es desde lo sensorial le permitieron al país penetrar en un segmento de mercado muy interesante.

El vino es una bebida que expresa culturalmente al país que la produce. Y en ese sentido, la Argentina corre con ventaja por sobre los otros productores del Nuevo Mundo, ya que contamos con una gran variedad de expresiones culturales muy fuertes, que nos identifican fronteras hacia afuera, como la carne, el tango y el futbol. El vino, y en particular el malbec, se está instalando entre esos íconos que nos identifican.

Es notable cómo puede esto verificarse en las ferias del exterior. Normalmente, las personas que se acercan al stand de una bodega suelen pedir para probar el mejor vino. Pero cuando están en el espacio de una bodega argentina directamente piden malbec.

- ¿Cuánto malbec se exporta a los EE.UU?

-En 2009, las exportaciones argentinas de malbec embotellado a todo el mundo fueron de 648.520 hectolitros por algo más de 237,4 millones de dólares. De ese volumen, EE.UU. concentró el 45% (291.834 hectolitros). A junio de este año ese porcentaje aumentó al 49% (198.845 hectolitros).

- ¿Cuál es la banda de precios y un promedio por botella?

-A valores FOB, el 53,6% del total de vinos malbec exportados se ubica en una franja que va de 2 a 4 dólares por litro. La franja de precios FOB que va de 4 a 8 dólares por litro concentra el 27,2% de los envíos.

En los EE.UU., por ejemplo, es imbatible en el rango de precios entre 9,99 y 14,99 dólares en vinotecas; entre 30 y 49 en cartas de restaurantes y entre 8 y 13 dólares por copa.

- ¿En qué otros países se está posicionando el malbec argentino?

-A mayo de este año, el malbec estaba presente en 103 de los 108 mercados donde exportó la Argentina y fue la variedad líder en 61 de estos destinos (si se consideran sólo los 20 principales, lideró en 16).

La demanda creciente de malbec argentino tiene como principales protagonistas -como se dijo- a EE.UU. y también a Canadá, mercados que se llevan el 60 por ciento del total de las exportaciones (49% y 11%, respectivamente). Los siguen Brasil (6%), Reino Unido (6%), Holanda (3%), Suecia (3%), México (2%), Dinamarca (2%) y Suiza, con el 2 por ciento.

Roberto Seifert
LA NACION

No hay comentarios: